6 FORMAS DE CONECTAR CON LAS CARTAS DEL TAROT (O DEL ORÁCULO)

¿Alguna vez te has comprado una baraja de tarot u oráculo con toda la ilusión del mundo pero luego a la hora de la verdad eres incapaz de leer con ella? 

Estamos hablando de un problema de conexión, my friend. Esto sucede por varios motivos, por suerte también hay varios trucos para conectar con tu nueva baraja.

En este vídeo explico los tres motivos principales por los que nos resulta difícil leer con nuestra barajas. Aquí te enseño tres ejemplos personales que me han sucedido y cómo he solucionado el problema.

Estos son las tres barreras que me he encontrado a la hora de conectar con mis barajas:

PROBLEMA: No conectas con las imágenes.

Y aquí viene el consejo número uno: nunca te compres una baraja que no te entra por el ojo. Echar las cartas es un sistema principalmente visual. Es imposible echar las cartas sin tener que mirarlas  ¿Por qué querrías contemplar imágenes que te hacen sentir incómodo? Para poder conectar correctamente con tu intuición es indispensable sentirte cómodo. Intentar conectar con un tarot u oráculo que te desagrada es como obligarte a enamorarte de alguien que no te gusta. No tiene sentido.

Sin embargo, a veces hacemos compras impulsivas (levanto la mano, ¡culpable!) y acabamos con mazos que no son nuestro estilo. Esto es lo que me sucedió con el Oráculo de Luces y Sombras. Las ilustraciones no me disgustan pero tampoco me apasionan lo suficiente como para invertir tiempo conociendo y conectando con la baraja. Es posible leer con una baraja que no te guste, pero es poco probable que la uses de manera habitual.

SOLUCIÓN 1: céntrate más en el libro y menos en las cartas.

Los mensajes que te llegan de forma intuitiva cuando echas las cartas te llegan a través de las imágenes pero también a través de los significados que aprendes del libro. Puedes sacar una carta, mirarla un segundo y dejar que se activen en tu interior los significados asociados a esa carta. Puedes incluso leer con los ojos cerrados. Esto puede funcionar especialmente bien si los mensajes te llegan principalmente a través de palabras (es decir, eres clariaudiente) Otra opción igual de válida es leer directamente el texto del libro y buscar en él el mensaje para ti.

En el caso del Oráculo de Luces y Sombras, las interpretaciones del libro me encantan, creo que es una baraja única en su especie. Puedes ver en esta review a qué me refiero. Por este mismo motivo sigo manteniendo este oráculo, aunque sólo lo uso para tiradas muy concretas. Te aseguro sus mensajes siempre son altos y claros.

SOLUCIÓN 2: Saca las cartas feas de la baraja.

Si sólo son unas pocas cartas las que te disgustan no te compliques, sacas esas cartas de tu mazo. Tu oráculo no va a tener menos valor por tener 2 ó 3 cartas de menos. Incluso si te trata de un tarot, puedes seguir haciendo buenas lecturas sin tener las baraja completa. ¡Haz la prueba!

PROBLEMA: No conectas con el libro que acompaña a la baraja

En más de una ocasión he tenido un flechazo con algún tarot u oráculo pero luego el libro ha resultado ser decepcionante. En el caso del oráculo Connected and Free las explicaciones de las cartas me parecían tan abstractas que no tenían ningún sentido para mí. Tiempo más tarde me di cuenta de que las interpretaciones del autor estaban basadas en la Ley de la Atracción, tema totalmente desconocido para mí en aquél entonces. A veces la falta de conexión con el libro es debido a una falta de “cultura espiritual” o simplemente de madurez personal.

SOLUCIÓN 3: Déjalo reposar.

Guarda la baraja durante unos meses y utiliza otras barajas más sencillas mientras tanto. Vuelve a usar tu mazo pasado un tiempo y comprueba la diferencia. A veces queremos tener las cosas al instante, pero la realidad es que ciertas cosas llevan tiempo. Leer las cartas conlleva un proceso de maduración natural que sólo se desarrolla con la práctica. Tengo comprobado que cuanto más tiempo pasa mejor conecto y leo todas mis barajas, incluso hasta las que se me resistían muy al principio.

SOLUCIÓN 4: Úsalas para decorar.

Las cartas del tarot y de los oráculos son obras de arte en miniatura. Son un placer para la vista y yo las uso para decorar mi hogar. Puedes enmarcarlas y crear pequeños rincones mágicos. El tener las ilustraciones presentes durante grandes períodos de tiempo te puede ayudar a crear tus propios significados. Puedes hacer una tirada de 3 cartas, por ejemplo, y enmarcar esas 3 cartas. Piensa en una tirada a largo plazo, como “cuáles serán mis fortalezas durante este año”. Te aseguro que al cabo de un año le darás un significado muy fuerte y personal a esas 3 cartas.

¡Bienvenido a mi canal de Tarot!

Cientos de vídeos con tiradas gratis de tarot, reviews de barajas, trucos para aprender a echar las cartas y muchas reflexiones espirituales.

PROBLEMA: No le sacas partido a la baraja

En ocasiones parece que ciertas barajas no nos aportan gran cosa. Esto puede ser porque la baraja sea muy sencilla, bien por el diseño de las cartas o por el libro que la acompaña. Durante un tiempo tuve esta sensación con el oráculo Spirit of the Animals. Es el oráculo más precioso que tengo de animales, además me encanta que las cartas sean enormes para ver mejor las ilustraciones, pero aún así se me quedaba corto.

SOLUCIÓN 5: Sé creativo con tus preguntas.

El valor de los mensajes que recibas están condicionados por las preguntas que formules. Es muy fácil caer en la comodidad de preguntar siempre lo mismo.   Prueba a utilizar esa baraja con tiradas nuevas. Por ejemplo, tal vez suelas hacer la famosa cruz celta con el tarot, pero ¿alguna vez has probado a hacerla con tu oráculo? Cambia tus preguntas y cambiarás también tus respuestas.

SOLUCIÓN 6: Usa las cartas del revés.

Este es un truco que funciona genial con oráculos excesivamente positivos, como los cartas con afirmaciones. Ten el cuenta que si el 90% de tus cartas tienen mensajes positivos tus mensajes serán también positivos pero no totalmente sinceros. Atrévete a darle un poco de vidilla a tus tiradas e interpreta las cartas del revés. Puedes leer estas cartas invertidas como aspectos que careces o que están en desequilibrio. Siempre es útil saber qué cosas necesitan reparación en nuestra vida 😉

Ahí tienes 6 maneras distintas de conectar con tus tarots y oráculos. Algunas técnicas son instantáneas, otras llevan más tiempo, pero todas ellas te ayudarán a que le saques todo el jugo a a esas barajas que tienes cogiendo polvo en un cajón. Recuerda que las mejores lecturas no vienen de una baraja ideal sino de una conexión fuerte con tu interior. Y la conexión, como cualquier otro músculo hay que saber trabajarlo. ¡Hora de enchufar el wifi cósmico!

Esta web, como todas, utiliza Cookies propias y de terceros.    Ver Política de cookies
Privacidad